ZKW COBOT: El ser humano y los robots trabajan en equipo

Robots colaborativos interactúan mano a mano con el personal de producción

Después de aproximadamente un año de desarrollo y optimización, el programa ZKW COBOT ha llegado ahora a su fase de aplicación real. Aquí, el robot colaborativo trabaja junto con el personal en la línea de montaje. Mientras que los robots industriales se utilizan detrás de vallas protectoras o puertas de seguridad en una celda propia, el ZKW COBOT se encuentra colocado libremente, e interactúa con el operador. Actualmente, esta máquina inteligente se está utilizando para el montaje de las barras de luz de los faros. Las primeras experiencias son muy prometedoras: El trabajo en equipo con el robot inteligente facilita a los trabajadores en la línea de montaje el trabajo manual que tanta fuerza requiere, acelera el proceso de montaje en un 20 por ciento, y garantiza una alta calidad de fabricación constante. “En el proyecto COBOT están en primer plano la rentabilidad, la seguridad y la calidad. El robot colaborativo tiene como objetivo apoyar a nuestros empleados y empleadas en la fabricación”, dice Oliver Schubert, CEO del ZKW Group.

El desafío especial del proyecto COBOT radicaba no solamente en la implementación de los requerimientos técnicos de proceso necesarios, sino también en las exigencias relevantes para la seguridad. La aplicación automatizada de robots tenía que poder ser realizada sin ninguna cubierta de protección, valla de seguridad o rejilla de luz. El requisito para el robot colaborativo era lograr atornillar nueve tornillos en una banda de luces para faros a un ritmo de 70 segundos como máximo, cumpliendo con las normas de seguridad para la colaboración entre el ser humano y el robot. La banda de luces la coloca manualmente el operador en el soporte previsto para ello. Tras la fijación del componente, el operador otorga la autorización de trabajo al robot mediante un pulsador. Mientras el operador posiciona otros componentes adicionales manualmente, el robot se desplaza a las diferentes posiciones de los orificios roscados, y atornilla los tornillos de forma automática.

La seguridad para el operador, decisiva
El mayor desafío en la programación del COBOT fue garantizar la seguridad para el personal operativo. “Analizamos detalladamente los posibles puntos de riesgos, los evaluamos, y los integramos en un concepto de seguridad, por ejemplo mediante un husillo de rosca móvil. Si, por ejemplo, los sensores del robot o los husillos de rosca detectan una resistencia o colisión en el movimiento, unos sensores transmiten esta información al controlador de seguridad y de PLC del robot. En ese caso, el COBOT se detiene o se desvía de inmediato. Un robot industrial normal no puede hacer eso”, dice Christian Blamauer, director de proyecto de ZKW COBOT. La desconexión de la boquilla del husillo requiere muy poca fuerza. El sistema puede detectar y eliminar cualquier colisión que pudiera presentarse entre, p. ej., el husillo de rosca, los dedos y la banda de luces, de forma inmediata. Este desarrollo también se ha registrado en la Oficina de Patentes Europea. Este sistema ya ha demostrado su efectividad en la práctica: esto lo confirma también la empleada de ZKW que trabaja con el COBOT: “No necesito controlar el trabajo del COBOT, confío en el robot con los ojos cerrados. Somos un buen equipo, y yo me ahorro el agotador proceso de enroscar los tornillos manualmente”.

Eficiente y fácil de detectar
Las ventajas de la colaboración entre el ser humano y el robot compensan los costos de la inversión. La colaboración entre el ser humano y el robotayuda a incrementar la rentabilidad de la fabricación. Porque los robots y los operadores trabajan de forma paralela. Además, el alto grado de automatización permite asegurar aún más la calidad. El escáner integrado registra el número de serie de cada componente. De esta manera se pueden detectar fácilmente las partidas defectuosas. “En el futuro, el COBOT podría apoyar otros pasos del trabajo en la producción, como por ejemplo en torno al manejo de componentes”, afirma Oliver Schubert.

Anterior
Siguiente

Contacto para la prensa

Mag. (FH) Sandra Simeonidis-Huber, M.E.S.

Headquarters

ZKW Group GmbH
Rottenhauser Straße 8
A-3250 Wieselburg
press@zkw-group.com
+43 7416 505 0